Rutinas Varias
Shares

Sesión de cabras montesas (Capra pyrenaica victoriae)

Shares

Hace mucho tiempo que no saco un reportaje de cabras. Desde los anteriores a éste he mejorado en técnica y en conocimiento hacia el animal.

Las fotos pertenecen a una sesión fotográfica de esas buenas que realicé a comienzos del otoño coincidiendo con el celo de las cabras.

Macho de cabra montesa

Macho de cabra montesa (Capra pyrenaica victoriae)

La aspiración del día era ver esas luchas que tienen lugar entre los machos en las que se dan grandes testarazos para ver quién es el que se reproduce finalmente con las hembras. Los últimos años no tuve la suerte de verlo. Conseguí verlo mucho tiempo después (ya os lo enseñaré).

Los machos pequeños, como el de la siguiente foto, observan como se desenvuelven los de mayor cornamenta, y si les ven entretenidos en sus luchas, no dudan en cortejar a las hembras. El oportunismo en el mundo animal es una de las claves del éxito, al igual que en el mundo de los negocios. A veces tienen éxito.

Macho de cabra montesa (Capra pyrenaica victoriae)

En la siguiente foto podéis ver una hembra. Su tamaño es bastante menor y su cornamenta presenta una aspecto ridículo en comparación con la de los machos. Ellas no la necesitan para nada.

Hembra de cabra montesa (Capra pyrenaica victoriae)

Para acabar con las fotos van dos primeros planos de un macho. Ahí lo tenéis con los cuernos dorados por la luz del sol contrastando con el gris del fondo y el pelaje de este época.

Macho de cabra montesa (Capra pyrenaica victoriae)

Se dejó fotografiar a placer. Estos animales suelen ser confiados cuando están en grupo. Aunque éste no estaba muy acompañado, tan sólo disponía del clásico gregario que le secunda. Otro día os hablaré de esto.

Macho de cabra montesa (Capra pyrenaica victoriae)

Para acabar os dejo con varios vídeos.

En el primero vemos al macho de la primera foto en la misma posición. Está descansando, no hace nada más, mientras por detrás pasean los rebecos de la zona que suelen ser más activos. Es por ello que este vídeo es muy interesante pues en él se ve como las dos especies coexisten sin luchar territorialmente. Unos y otros se aceptan. El rebeco, a pesar de ser territorial, es un animal de buen talante. Capaz de convivir en compañía de ciervos, corzos y cabras. Y en ocasiones también junto al oso.

En este segundo vídeo vemos en primer plano a un machete con una cornamenta de tamaño medio. Lo mejor del vídeo es lo cerca que está, por lo que podemos observar muy bien los detalles del animal.

Y en este último vídeo vemos a un grupo formado por un macho grande y varios aprendices. Todos ellos están excitados. Esto lo vemos en que llevan levantado su pequeño rabo. El veterano, con su imponente cornamenta, saca la lengua a la hembra en uno de los rituales del cortejo. Ella le rechaza. Los demás toman nota.

Pues esto es todo. Espero que os haya gustado. Hasta otro día

Leave a Comment:

Add Your Reply

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies